El trabajo voluntario y el tronco hueco

“… la organización por los obreros de sábados comunistas tiene un alcance verdaderamente gigantesco…”

Lenin. La Gran Iniciativa

Ylenin_en_subbotnikea desde Cuba yo había oído hablar de “La Gran Iniciativa” de Lenin y los “Subottniki” (Sábados de trabajo comunista) que hacían el Konsomol y el PCUS en la Unión Soviética. En los Talleres “Moscú-Sorteadora” fue donde ocurrió aquel primer trabajo voluntario, cuando 15 comunistas y simpatizantes, decidieron aquel 12 de abril de 1919, quedarse toda la madrugada reparando 3 locomotoras que debían salir hacia el frente de guerra. A partir de esta iniciativa se creron los subotniki. Esta ocasión fue recogida por el pintor Vladimir Krijatski en la imagen que aparece a la izquierda, cuando Lenin participó de la limpieza de un edificio derruido en el Kremlin. Mis condiscípulos, irreverentes como toda su generación de soviéticos, cada vez que avisaban de un subottnik recordaban el “chiste” que decía que cuando a Lenin le avisaban de un subottnik decía– está bien, prepárenme mi tronco hueco (para el que no entendió el chiste: que Lenin “filmaba” con el tronco hueco, es decir embarajaba la pincha y se hacía como que trabajaba. Pero no es de Lenin, que todos sabemos que era un trabajador infatigable, de quien quería hablar, como siempre desvarío.

che

Quiero hablar de los trabajos voluntarios, de los nuestros, los trabajos voluntarios en Cuba. El primer trabajo voluntario en la Cuba Revolucionaria fue realizado  el 22 de noviembre de 1959 en un lugar conocido como Caney de Las Mercedes, municipio Bartolomé Masó en la provincia Granma. El Che fue un activo participante. Muchos testigos recuerdan como el Che, donde quiera que participaba en algún trabajo voluntario retaba a los que le acompañaban a imitarlo e incluso superarlo en las tareas a realizar.
Desde ese momento prendió el pensamiento del Che, cuando expresó:

“El trabajo voluntario fundamentalmente es el factor que desarrolla la conciencia de los trabajadores, más que ningún otro, y más todavía cuando esos trabajadores ejercen su trabajo en lugares que no les son habituales”.

El problema es que esa definición, y ese ejemplo se nos fueron alejando y se pusieron borrosos en la mente de agunos.

 

Anuncios

Acerca de meteoradar

Ingeniero eléctrico, Doctor en Ciencias Técnicas, Profesor Titular, Director del Centro Nacional de Radares del Instituto de Meteorología de Cuba.
Esta entrada fue publicada en Temas sociales. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s